Amor fraternal e internacionalista en el terreno de la salud ocular
Amor fraternal e internacionalista en el terreno de la salud ocular

Más de tres mil 330 argentinos han sido operados en el Centro Oftalmológico que funciona en la ciudad de Córdoba (al centro del país), como parte de la Operación Milagro que adelanta el Gobierno de esa nación desde el año 2009. Así lo refirió la doctora cubana Alina Izaguirre.

“Hasta este viernes, en el centro asistencial han sido operados, de tres anomalías oftalmológicas, más de tres mil 338 argentinos provenientes de todos los rincones del país”, señaló Izaguirre en una entrevista exclusiva a la cadena cubana Prensa Latina.

La especialista, quien funge como supervisora del programa quirúrgico y su colega argentina Mariana Szkope, realizaron este sábado el primer chequeo de control a los pacientes operados en días anteriores.

El Centro Oftalmológico Dr. Ernesto Che Guevara funciona en la Cooperativa de la Salud Junín, clínica ubicada en el corazón de Córdoba, que fue rescatada por sus propios trabajadores cuando su anterior gerencia optó por cerrarla.

En el centro laboran actualmente dos oftalmólogos, un médico clínico, dos cardiólogos, igual número de enfermeros, su director, la subdirectora y una secretaria, todos argentinos, más la doctora Aguirre y una ingeniera biomédica, que son cubanas, explicó la supervisora.

La Operación Milagro es un programa que impulso el líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro, para devolver la visión a los latinoamericanos con pocos recursos económicos, aunque personas de otros continentes también se han beneficiado.

Sumando los atendidos en La Habana, Cuba; en Yacuiba, Bolivia, y unos 37 mil argentinos que han sido operado y recuperado la vista. “Tenemos un total, de seis millones de personas en Latinoamérica se han beneficiado con este plan humanitario”, precisó la doctora Aguirre

También destacó que son operados entre seis y ocho argentinos como promedio en los días de sesión quirúrgica en el Centro Oftalmológico de Córdoba, esencialmente de cataratas en sus dos métodos más modernos, Bloomenthal y faco emulsificación, pero también casos de pterigion y exceresis con autoinjerto.

Además del tratamiento quirúrgico, los pacientes reciben los medicamentos gratuitamente.

Por su parte, la médico argentina Szkope comentó que la “Operación Milagro me devolvió la esperanza como persona y profesional, y al mismo tiempo se la devuelve a mujeres y hombres quienes no tenían la posibilidad de costear una cirugía”.

“Ahora tienen nuevas oportunidades, porque volver a ver le brinda al ser humano la posibilidad de sentirse otra vez útil en la sociedad”, acentuó la cirujana, quien labora en la Operación Milagro desde el año 2007. Apuntó Szkope

Hugo Sánchez es un cordobés a quien se le iluminó el rostro cuando la cirujana Szkope le retiró el vendaje de su ojo izquierdo. “Ya tengo los dos operados; gracias a ustedes se acabaron las sombras en mi vida”, expresó el paciente al concluir su tratamiento.

(Con información de Prensa Latina y teleSUR)

 

Anuncios