siria antiimperialista resiste

Lo que les gusta es la presencia mercenaria terrorista en Siria y sus proximidades para materializar avariciosos planes geoestratégicos y económicos.

El Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU) ha condenado el miércoles la intervención de “combatientes extranjeros” al lado de las fuerzas armadas sirias en Al Qusair, en el sur de la provincia central de Homs, y pidió una investigación sobre la violencia en esa ciudad.

Una resolución en este sentido, preparada por Estados Unidos, Qatar y Turquía, fue adoptada por el Consejo, por 36 votos a favor y uno en contra por parte de Venezuela. Ocho países se abstuvieron y dos no votaron. Rusia y China no forman parte en la actualidad de los 47 Estados miembros del Consejo, y solo pudieron en consecuencia participar en los debates sin votar.

El Gobierno de Siria rechazó dicha resolución por considerarla inmoral. Al tiempo que señaló que “Damasco aseguró que esta sesión de emergencia se produce debido a sus triunfos sobre los insurgentes en la ciudad fronteriza de Al Qusair por donde se filtran armas”, procedentes de países como Arabia Saudí.

Wannous también agregó que Rusia calificó la resolución como “odiosa y parcial”, pues las críticas se centran únicamente en el Gobierno de Siria, “al que le niegan el derecho de defender su soberanía”. También indicó que la medida generó descontento entre la población del país árabe.

La víspera, el Ejército Árabe Sirio logró eliminar aproximadamente a medio centenar de extremistas del Frente al-Nusra, que se relacionan con la red insurgente Al Qaeda, en las provincias de Latakia e Idleb, al norte del país, como parte de la ofensiva que emprende Damasco para combatir a los grupos insurgentes.

La televisión estatal de la nación árabe informó que los soldados sirios lograron abatir a 23 extremistas en la localidad costera de Sarmin, en Latakia, así como también hirieron a 32 insurgentes en esta ciudad.

Sumado a esto, en una zona cercana al Campamento de la Juventud y en Tal Salmo, en Idleb, otros 115 mercenarios fueron eliminados durante varios combates contra sus emplazamientos, detalló la televisora.

Señaló además que los militares lograron destruir dos excavadores con grandes cantidades de explosivos, así como también cañones antiaéreos, en operaciones realizadas cerca de la Cárcel Central de Aleppo, en la parte septentrional del país.

En este lugar, el ejército liquidó también a varios contrarios, especificamente en la carretera de al-Misilmiye, y en Handarat, quedó neutralizado un cañón de 122 mm instalado sobre un tractor, indicó el canal.

Los trabajos por establecer el orden en el país árabe por parte del Ejército se han intensificado con el paso de los días. El lunes efectivos del ejército sirio detuvieron a 11 militares israelíes durante un enfrentamiento en Al Qusair.

Durante las maniobras también fue confiscado un vehículo militar procedente de Israel. “Importante baluarte de las fuerzas insurgentes y una prueba clara de la implicación de los efectivos castrenses y de los miembros de la inteligencia judía en el país árabe”, indicaron medios estatales sirios.

Al Qusair, ubicada en la frontera con Líbano, se considera una zona bastante estratégica dado que los grupos insurgentes lo utilizaban como un puente para recibir armas procedentes de los países como Arabia Saudí.

Siria ha reiterado ser víctima de un plan foráneo de desestabilización desde 2011 contra el Gobierno de Bashar Al Assad. Desde entonces, han muerto unas 70 mil personas de acuerdo con las últimas cifras de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Estos ataques de grupos armados han contado con el apoyo de escenario de fuertes ataques por parte de grupos armados apoyados por algunos países occidentales y varios regionales como Turquía, Qatar y Arabía Saudí, e incluso Estados Unidos ha dado su respaldo a la oposición siria y a los grupos armados.

El martes el legítimo Presidente Bashar Al Assad aseguró en una entrevista especial que pese a todas las agresiones de potencias extranjeras él no renunciará al poder e insistió en que el diálogo y la vía diplomática es la única salida posible para acabar con el conflicto.

(Principal fuente consultada: teleSUR)

 

 

Anuncios